Fondo Cabecera Camara de Comercio Pereira
Logo Camara de Comercio Pereira
Fondo centro cabecera

Una cámara por encima de intereses particulares

Columna institucional de la Cámara de Comercio de Pereira

Publicada en El Diario el lunes 18 de noviembre de 2019

*Por Jorge Iván Ramírez Cadavid, Presidente Ejecutivo CCP

Corría el año 1914 cuando en Pereira, gracias al empuje de sus gentes, se instaló la primera planta eléctrica y fue así como se organizó el comercio para ofrecer a sus trabajadores un horario laboral que no dependiera de la luz del sol pero también fue así como trilladoras y confeccionistas empezaron a aumentar su producción. La implementación de una planta eléctrica permitió el fortalecimiento empresarial y la llegada de nuevos inversionistas a la ciudad.   

En 1921 con la llegada del primer tren a Pereira se dio una nueva revolución y nuestra ciudad se convirtió en epicentro comercial en una región poderosa al punto de que antes de terminar esa década, en 1928 se instaló la primera planta telefónica no sólo de la ciudad sino del país, porque a Pereira nada le queda grande.   

Fue a partir de 1926 que empezaron los comerciantes y empresarios una nueva organización para trabajar unidos entre sector público y privado, alrededor de causas que permitieron el desarrollo de nuestro territorio. Un trabajo despojado de intereses particulares y que incluso se enfrentó a poderes políticos contrarios al desarrollo de la ciudad. Desde la Cámara de Comercio de Pereira, una institución que imprimió desde el principio probidad y civismo, se gestaron acciones que terminaron por dar paso a nuevas obras y a decisiones que hicieron más grande esta tierra.  

Nada más recordar, como se destaca en el libro Pereira es Comercio que “al finalizar la década de los años veinte el mundo fue sacudido por los coletazos de la gran quiebra financiera conocida como “el crack de 1929”. Una década después se desató la segunda guerra mundial y mientras eso sucedía, Colombia experimentó el tránsito de la hegemonía conservadora de la República Liberal y posteriormente a la violencia liberal - conservadora, con todas las implicaciones que esto tuvo a nivel político, social y económico. Y la Cámara de Comercio de Pereira siempre estuvo allí para defender los intereses de los agremiados ante los impactos de los cambios normativos. Pero también supo orientarlos en la identificación de oportunidades de negocio derivadas de las transformaciones experimentadas por la región y el país. Por eso, a pesar de los muchos factores negativos, la ciudad y el comercio no cesaron de crecer, al tiempo que se adaptaban a las innovaciones llegadas de todas partes”.   

A lo largo de los años la influencia de la Cámara de Comercio de Pereira y de quienes la orientan ha sido fortalecida por el trabajo en equipo, que blinda de cualquier interés particular a una de las instituciones más queridas por los pereiranos y así se mantendrá, esto por cuanto nuestra cámara de comercio es ejemplo de probidad y pieza clave para el fortalecimiento empresarial de nuestro territorio.   

Seguiremos trabajando por el crecimiento de los empresarios, comerciantes y emprendedores ya que es eso lo que nos mueve y así seguiremos. Un ejemplo de ello, la Semana del Empresario que iniciamos hoy y que convoca a más de 35 instituciones alrededor de más de 70 actividades pensadas solamente para ayudar a crecer a nuestros comerciantes y empresarios, para que sigan siendo el motor de desarrollo de nuestro territorio.  

 
Regresar