Cámara de Comercio de Perira

SEMANA SANTA, UNA TRADICIÓN DE GENERACIONES

Por: Mauricio Vega Lemus
@mauriciovegal
Publicado en el periódico El Diario del Otún
 
La Semana Santa es una época de paz, regocijo y amor, tradicionalmente vivida y experimentada al lado de familiares y amigos cercanos. En Pereira esta tradición ha sido inculcada de generación en generación.
 
Pese a no contar con los despliegues publicitarios ideales, la Semana Santa de Pereira se ha destacado como una de las más hermosas y solemnes de todo el país, una tradición que se renueva cada año con la participación activa de miles de feligreses que han heredado y conservado esta gran celebración religiosa.
 
Las procesiones y los actos litúrgicos que durante la semana se evidencian, por las principales calles de la ciudad, han logrado inculcar un gran sentido de pertenencia de grandes y chicos, por la Semana Mayor.
 
La Diócesis de Pereira, en cabeza de Monseñor Rigoberto Corredor Bermúdez, prepara esta celebración con meses de anticipación, en donde cientos de ciudadanos aportan su granito de arena para hacer de este momento especial del año un verdadero ícono de la pereiranidad.

La cultura también se hace presente en esta conmemoración, la banda sinfónica de Pereira realiza conciertos en cada una de las principales parroquias de la ciudad, en medio de las procesiones del Santo Sepulcro (viernes santo) y de la Soledad (sábado santo) instalan balcones líricos desde donde se interpretan obras alusivas a la tradicional conmemoración. 

Este gran evento anual en Pereira sin duda se convierte en polo de atracción de otro tipo de turista, el religioso, que moviliza visitantes a nuestra tierra para compartir una de las semanas más especiales del año.

Cada día esta tradición debe crecer, especialmente en las nuevas generaciones. Nuestra Semana Santa ya se ha ganado un espacio y un reconocimiento en Colombia, pues está a la par de celebraciones tradicionales como las de Popayán, Pasto, Tunja y Mompox. 

Durante estos días celebremos en paz, reflexionando y orando en familia, compartiendo con los seres queridos y sobre todo disfrutando de Pereira.

 
Regresar