Cámara de Comercio de Perira

EL COLEGIO GALÁN: UN EJEMPLO

Por: Mauricio Vega Lemus
@mauriciovegal
Publicado en el periódico El Diario del Otún
 
Los grandes compromisos y las buenas gestiones acompañadas de perseverancia, hacen que los retos se conviertan en importantes logros a través del tiempo. Prueba de ello es la construcción de la nueva sede del colegio José Antonio Galán en Pereira. 
 
La semana pasada compartí con los jóvenes estudiantes de esta institución educativa un espacio en el que hablamos de liderazgo y sentido de pertenencia, esencial para que crean en la ciudad que habitan como opción de vida y desarrollo para las próximas generaciones. 
 
La conciencia cívica y el amor que nuestros antepasados nos inculcaron para seguir aportando alcrecimiento de Pereira, lo ejemplificamos con la campaña El Primer Ladrillo, que revivió el espíritu cívico y solidario de los pereiranos en torno a los grandes proyectos de ciudad.
 
En medio de esa visita tuve la oportunidad de recorrer la nueva sede del colegio en compañía del rector, Jaime Bedoya Medina, quien ha demostrado ser un hombre capaz de lograr cualquier meta que se proponga, además de ser un verdadero ejemplo de un modelo educativo distinto por lo eficiente y sustentado en los valores que tanta falta hacen a nuestra sociedad. 
 
Bajo su batuta se logró consolidar la nueva sede del colegio que cuenta con 4 pisos, más de 17 salones, cada uno acondicionados para 40 estudiantes; un coliseo cubierto donde se pueden desarrollar eventos culturales y deportivos; una gran área con dos cafeterías (una de ellas para el restaurante escolar), amplias baterías sanitarias, sala de profesores y una magnifica fachada que hace de esta infraestructura, quizá una de las más bonitas de todos los colegios de la ciudad. 
 
Sin embargo, aún falta terminar ciertos detalles que seguramente, con la ayuda del Gobierno nacional a través del Ministerio de Educación, se pueda concluir esta maravillosa obra que resalta el gran esfuerzo de una comunidad educativa, que sin contar con grandes recursos, se esmera por brindar la mayor comodidad a sus estudiantes. 
 
El rector Jaime Bedoya soñó alguna vez con la construcción de una nueva sede para su comunidad. Sin importar los tropiezos, la falta de recursos y el poco acompañamiento ha podido cristalizar su idea de tener un colegio con una de las mejores sedes de Pereira y quizá de la región.
 
No falta mucho y cada granito de arena que se pueda aportar para esta causa será bien recibido.  Para buscar los últimos recursos tocaremos las puertas del Ministerio de Educación, en donde esperamos ser acompañados por los parlamentarios del departamento y con el liderazgo de las autoridades locales. Pero el colegio debería abrirse cuanto antes.
 
Los esfuerzos y los sacrificios algún día traen su recompensa, la obra está hecha, el sueño de tener una nueva sede para los estudiantes del colegio Galán prácticamente está cumplida. Todo nuestro aplauso para esa comunidad educativa, modelo nacional digno de replicar.

 
Regresar