• Imagen no. 1090
  • Imagen no. 1091




Buscar

Boletín de Noticias

Nombre:
Correo electrónico:

Alianzas

La medida del día sin carro

Por: Eric Duport Jaramillo
 
Nada más loable que proponer un día sin carro para la ciudad de Pereira de la misma forma que se ha realizado en otras ciudades del país y el mundo. Igualmente válida la defensa de los gremios afectados como Fenalco y Fendipetroleo que sin desconocer lo importante de la medida, llaman la atención acerca del impacto económico que la misma trae para sus afiliados y el comercio en general.
 
De fondo no pasa nada porque no deja de ser una medida mediática que no produce resultados concretos en el medio ambiente pero si deja perjuicios concretos en las registradoras de los empresarios.
 
Lo que no entiendo finalmente en esta discusión es por qué se aprueban este tipo de medidas que si duda alguna tiene réditos porque el medio ambiente está de moda, y por otro lado no se corrigen errores graves, en temas como la contaminación visual y auditiva por la proliferación de vallas, avisos y parlantes a todo volumen en toda la ciudad, en especial, en zonas residenciales. 
 
Será que Pereira tiene un gran riesgo en materia de contaminación atmosférica, cuando nuestra área rural es enorme (la segunda más grande del país), tenemos áreas protegidas y cuencas de los ríos bien manejadas. Sin duda tanta biodiversidad y verde alrededor de la ciudad nos permite aún respirar un aire limpio lo que no obsta para emprender campañas para reducir las emisiones de co2 y cuidar el medio ambiente.
 
De qué sirve un día sin carro si se acaba de ampliar la concesión de Atesa, contrato en el que no aparece por ningún lado la palabra reciclaje? Eso significa que mi hija de dos años, cuando tenga 25, nunca habrá reciclado, mientras en otras ciudades del mundo hay jóvenes que llevan 25 años reciclando. Esas son decisiones del tercer mundo… lo verdaderamente importante ni se considera, y lo mediático se aprueba a pupitrazo limpio (salvo contadas excepciones).
 
Pereira es mucho más que sus 450 mil habitantes. Es todo un conglomerado de personas que vienen diariamente a la ciudad a trabajar, a comprar o simplemente de paso pero que sin duda dejan sus pesos en nuestro comercio. Esas personas tendrán problemas ese día sin carro sin ninguna duda.
 
La medida será importante el día en que la afectación sea menos grave que el beneficio que se obtiene y lo cierto es que esa sola medida nunca lo será si se desconocen muchos otros temas en los que tenemos que avanzar en materia de medio ambiente.
 
Siempre me he soñado el centro de la ciudad de Pereira peatonalizado, pero seguirá siendo un gran sueño hasta que exista autoridad y seriedad en el manejo del espacio público, de lo contrario será ampliarle el local a los vendedores ambulantes y estacionarios. Lo mismo sucede con el día sin carro, una buena intención con más problemas que beneficios.
 
Esperemos que este nuevo acuerdo tenga la misma aplicación que el del día de la bicicleta. ¿Sabían ustedes que existe un acuerdo que lo crea?
 
 
Regresar