• Imagen no. 1090
  • Imagen no. 1091




Buscar

Boletín de Noticias

Nombre:
Correo electrónico:

Alianzas

Si pensáramos en grande

Por Eric Duport Jaramillo

 

El ejemplo más claro de lo que es pensar en grande nos lo acaba de dar la Capital de la Montaña con la realización de los Juegos Suramericanos, en los cuales nuestro país, por primera vez en la historia, quedó campeón de las justas.

 Medellín no sólo mostró la mejor cara antioqueña sino la mejor cara del país y, según uno de los más importantes miembros del Comité Olímpico Internacional, quedó a la altura de las más importantes ciudades de Latinoamérica con capacidad para realizar unos juegos Panamericanos y unos olímpicos juveniles.

 Sí, los paisas le apostaron a su ciudad, la embellecieron, le construyeron y adecuaron unos excelentes escenarios deportivos y le dijeron a Sur América y de paso al mundo entero, que están para grandes cosas.

 La ciudad de Botero, la del Metro, la del Nacional y el Medellín, la del teleférico, la del cerro Nutibara, la del pueblito paisa, la del parque Explora, la de la bandeja paisa, la arepa y la mazamorra, mostraron al mundo una villa llena de gente amable, capacitada y comprometida con los juegos, pero además con la patria.

 Esos logros de Medellín, como la realización exitosa de estos juegos tiene detrás un trabajo articulado entre el sector público y privado que le han apostado a la atracción de grandes eventos.

 De esa manera la imagen de Medellín y por qué no de nuestra patria empieza a cambiar a nivel internacional y quienes estuvieron en la ciudad de la eterna primavera, como deportistas, acompañantes, periodistas o simplemente como espectadores serán nuevos embajadores de Medellín fuera de nuestras fronteras.

 Hace 24 años le dijimos no a un mundial de fútbol y perdimos seguramente una oportunidad de oro por no pensar en grande, como ahora lo han hecho los paisas con estos juegos suramericanos.

 Se nos viene el mundial sub 20 el año entrante y como subsede en Pereira nos estamos preparando. Qué bueno que empecemos a pensar no en ser simplemente subsede, sino en ser organizador de eventos ya sea deportivos o culturales como el festival internacional de teatro de Bogotá, otra muestra de que aquí en Colombia estamos para grandes cosas pero que nos quedamos pensando en pequeñeces.

 Aprovecho este espacio para felicitar a los deportistas risaraldenses que participaron en las justas de Medellín y muy especialmente a aquellos que alcanzaron oro para el país.

 Medellín está pensando en grande y por eso es sede de este tipo de eventos o de asambleas como la del BID o la de la OEA, será que nosotros no podremos hacerlo?
 
 
 
 

 
Regresar