• Imagen no. 1090
  • Imagen no. 1091




Buscar

Boletín de Noticias

Nombre:
Correo electrónico:

Alianzas

¿IGUALES?

Por Eric Duport Jaramillo 26/8/2009

Quienes aún ven similitudes entre el locuaz mandatario de enseguida y nuestro presidente, creo que no les va a quedar más remedio que entender que en Colombia existe un gobierno democrático, plural y con todas las garantías.

Entretanto deberán reconocer que enseguida lo único que existe es un excelente flujo de caja que sigue siendo la tentación de cientos de vagos que no quieren trabajar en Venezuela y de gobiernos socialistas en franco declive que ven en la chequera del émulo de Bolívar su salvavidas temporal.

No sé hasta cuando los ciudadanos del vecino país vayan a soportar el despilfarro de sus recursos, que no han servido para otra cosa que comprar conciencias, financiar campañas políticas fuera de su territorio y llenar de armas un país por los delirios, a veces de grandeza y otras veces de persecución que tiene su mandatario.

Que grandes diferencias existen entre nuestro país y el de enseguida, que grandes diferencias entre nuestro imperfecto sistema democrático, con todo y sus problemas y el absurdo proyecto bolivariano.

No me imagino al presidente Uribe pidiéndole ayuda a los opositores del gobierno bolivariano, mientras el acorralado ex coronel le pide a su comité de aplausos que salga a Colombia a generar alianzas con líderes políticos que coinciden con el proyecto bolivariano.

“El que mucho habla mucho yerra” dicen las abuelas y la monumental metida de patas del mandón de Venezuela en su última alocución, puso a pensar muy en serio al pueblo colombiano sobre las verdaderas intenciones de algunos políticos locales y los alcances de sus visitas a Miraflores.

Sí señor lector, aquí tenemos muchos problemas: delincuencia, narcotráfico, pobreza, corrupción, entre muchos otros, sin embargo, nuestro país agobiado además por la guerrilla, ha mostrado talante, arrojo y recursividad para enderezar el camino económico y así mejorar los índices de calidad de vida.

Allá llenos de dólares producto del petróleo, hoy sólo pueden decir que tiene 3 muy pobres aliados y no más de dos apoyos en el vecindario, que tienen armas y van a comprar más, mientras tanto sus industrias cierran, el desempleo aumenta, la inflación es incontrolable y los productos de primera necesidad empiezan a escasear.

¡Ah! cierran los medios de comunicación, nacionalizan las empresas extranjeras o los empresarios desesperados más bien bajan el aviso como pasó con Hyundai.  Aquí eso no pasa.

Señores esto son apenas los pincelazos visibles de la debacle bolivariana, lástima que un gobierno que tiene lo que cualquier mandatario desea, dinero por toneladas, lo esté feriando de esa manera, creyendo que será igual al libertador.  Muy difícil será imitarlo, pues mientras Bolívar libertó 5 naciones, Chávez tiene oprimidas 3. 

 

 
Regresar